APLICACIONES Y VENTAJAS DE LAS IMPRESORAS DE TRANSFERENCIA TÉRMICA

La impresión por transferencia térmica es con frecuencia la solución disponible más eficiente y fiable para imprimir datos variables en tiempo real, como fechas de caducidad, códigos de barras, control numérico, datos de contacto, etc. De esta manera es posible imprimir fácilmente cualquier tipo de etiqueta bajo demanda, en el lugar que quiera y cuando quiera. Las impresoras de transferencia térmica son muy sencillas de utilizar, imprimen etiquetas duraderas y de alta calidad de forma rápida, y con un sencillo mantenimiento y un reducido coste estas impresoras ahorrarán a su negocio valiosos recursos como tiempo y dinero.

DATOS VARIABLES IMPRESOS DE MANERA EFICIENTE Y FLEXIBLE

Las impresoras de transferencia térmica permiten la impresión inmediata de etiquetas individuales, sin ser necesaria la impresión de decenas o cientos de ellas, así como también permiten la impresión de etiquetas de datos variables (contadores, información variable, etc.). Esto permite gestionar de un modo eficaz las necesidades de impresión, especialmente en aquellas empresas que se ocupan de fabricar un gran número de productos diferentes y con distintas presentaciones.

No obstante, aún encontramos a día de hoy empresas y organismos que no utilizan impresoras de este tipo para la impresión de sus etiquetas y las adquieren ya impresas previamente. O encontramos empresas que únicamente imprimen lotes, fechas de consumo preferente y otro tipo de datos sin hacer un uso intensivo de las posibilidades de impresión de datos variables que permiten las impresoras de transferencia térmica.

Estos son algunos ejemplos de los datos que se imprimen habitualmente y que con frecuencia cambian en cada etiqueta.

· Ingredientes, alérgenos, números de lote
· Contadores seriados, números de serie
· Fechas de envasado o fechas de caducidad o consumo preferente
· Dirección, datos de usuario, etc.

La regulación y normativa actuales en sectores tan sensibles como la alimentación requieren una exigente trazabilidad de los productos, estando ligado a la impresión de datos únicos para cada producto para permitir adecuadamente esa trazabilidad.

ETIQUETADO RFID

RFID o identificación por radiofrecuencia (en inglés, Radio Frequency Identification) se trata de un sistema de almacenamiento y recuperación de datos remotos que usa dispositivos denominados etiquetas, tarjetas o transpondedores RFID. El propósito fundamental de la tecnología RFID es transmitir la identidad de un objeto (similar a un número de serie único) mediante ondas de radio. Las tecnologías RFID se agrupan dentro de las denominadas Auto ID (automatic identification, o identificación automática).

Las etiquetas RFID (RFID tag) son unos pequeños dispositivos similares a una pegatina, capaces de ser adheridas a un producto, un animal o una persona. Contienen antenas para poder recibir y responder a peticiones por radiofrecuencia desde un emisor-receptor RFID. Podemos hacer una distinción general entre etiquetas RFID pasivas y actvas; las etiquetas pasivas no necesitan alimentación eléctrica interna, mientras que las activas sí lo requieren.​ Una de las ventajas del uso de radiofrecuencia (frente a otras opciones como los infrarrojos) es que no se requiere visión directa entre emisor y receptor.

Empleo de etiquetas RFID

El empleo de etiquetas RFID frecuentemente va ligado a la impresión de datos únicos para cada etiqueta. El dato codificado varía y esa información, o parte de ella, suele ir impresa en alguna parte de la etiqueta. En sectores como el comercio textil se tiende a que cada unidad de cada artículo sea única, así dos camisas de la misma talla, color y modelo aparecerán codificados de distinta forma aunque el código de venta asignado sea el mismo.

La utilización de programas especializados de diseño de etiquetas, cada vez más versátiles y avanzados, facilita la impresión de cualquier tipo de etiqueta utilizando información de bases de datos, ERPs como SAP o ORACLE, básculas o balanzas, hojas de cálculo, datos introducidos por el usuario, etc. Además, permite automatizar los procesos, controlar qué y cuándo se imprime, e imprimir vía web independientemente del sistema operativo.

 

GESTIÓN EFICAZ DE LAS NECESIDADES DE IMPRESIÓN EN LA EMPRESA

Impresión de etiquetas de diferenes formatos, tamaños y materiales; las impresoras de transferencia térmica permiten la impresión de etiquetas de distinto tamaño sin la necesidad de grandes tiempos de espera. Cambiar de tamaño de etiqueta o de formato es una operación muy sencilla, que por lo general consiste en colocar adecuadamente el rollo de etiquetas adecuado y enviar la información pertinente a imprimir.

A su vez, muchos usuarios utilizan con frecuencia etiquetas de diferentes materiales para aplicaciones o productos distintos. Al igual que sucede con etiquetas de distintos tamaños, en las impresoras de transferencia térmica pasar de un material a otro es tan sencillo como colocar adecuadamente el rollo de etiquetas y enviar la información a imprimir. Los materiales térmicos se imprimen directamente aplicando calor, pero el resto de materiales requieren de una tinta, el ribbon, para ser impresos. Existe en el mercado un ribbon apropiado para
cada aplicación y para cada material.

Impresión inmediata; la impresión de las etiquetas de tranferencia térmica por parte del usuario final es inmediata, desde tan solo una etiqueta hasta cientos e incluso miles de ellas. Por contra, los usuarios que utilizan etiquetas preimpresas deben adecuarse a los tiempos de suministro de sus proveedores, y frecuentemente deben adaptarse además a unos pedidos mínimos, por lo que es posible que se den faltas de stock en algunos momentos determinados.

 

APLICACIONES DE LA IMPRESIÓN TÉRMICA EN LA INDUSTRIA Y EMPRESAS

·Alimentación: El uso de impresoras de transferencia térmica nos permite utilizar una etiqueta con el fondo preimpreso para imprimir las etiquetas de producto cuando se necesiten.
Si lo deseamos podemos cambiar en cada etiqueta: ingredientes, alérgenos, fechas de consumo preferente, números de lote, códigos de barras, etc. Un mismo tipo de etiqueta nos puede servir para la impresión de distintos productos. p.ej distintos tipos de sándwich o platos precocinados.

·Comercio Textil: A diario es impreso, con impresoras de este tipo tanto, en origen de la prenda como en la tienda multitud de datos variables. La información que nos indica cómo lavar la prenda, dónde se ha fabricado la prenda o la información de la empresa que la comercializa. La etiqueta con la información de talla, color, modelo, precio de la prenda, con el nuevo precio durante las rebajas. Cada vez se utilizan más las etiquetas RFID.

·Jardinería: Cada planta puede identificarse unitariamente de acuerdo a sus características, permitiendo la trazabilidad y cumplimientos de los requisitos legales. Además de facilitar los cambios en la información impresa en cada etiqueta. El uso de una etiqueta neutra para su impresión en origen o en tienda nos permite tener siempre un producto perfectamente etiquetado. Para soportar condiciones meteorológicas adversas se utiliza una combinación de etiqueta y ribbon especiales que aportan una alta resistencia de la impresión.

·Transporte y Logística: Las etiquetas de envío posiblemente sean las más conocidas por el usuario final. Millones de etiquetas son impresas a diario en empresas de comercio electrónico, industria, empresas de mensajería y logística, etc.
El uso de impresoras térmicas permite una mayor agilidad y rentabilidad en los procesos, así como la automatización de muchos procesos gracias a los aplicadores de etiquetas.

·Supermercados: En este sector la utilización de etiquetas de transferencia térmica está especialmente extendido. Resulta complicado comprar un producto a granel sin utilizar una impresora térmica. Cada una de las etiquetas con el peso y el precio de los productos que adquirimos a diario en carnicerías, pescaderías y fruterías son impresas de modo unitario con impresoras térmicas, bien integradas en la propia balanza o conectadas a ésta.

·Industria Química: Si bien los productos para gran consumo no hacen uso de las impresoras de transferencia térmica, multitud de pequeños fabricantes sí que las utilizan diariamente. Las pequeñas producciones de un gran número de productos en envases diferentes hacen que la impresión de la etiqueta de producto resulte mucho más económica con una impresora de este tipo, permitiendo además la impresión inmediata justo cuando se necesitan. Para soportar el contacto con estos productos se utilizan frecuentemente combinaciones de cinta y papel de alta resistencia.

·Frutas y Verduras: Los supermercados requieren a los productores que las frutas y verduras cuya venta no es por peso vengan etiquetadas de origen.
El productor, la cooperativa o la empresa que lo comercializa utiliza una impresora de transferencia térmica para imprimir las etiquetas de cada producto. En ocasiones solo se imprime el lote y en otras la totalidad de la etiqueta, dependiendo del volumen del producto comercializado y de los requisitos del supermercado.

·Industria Cárnica: En mataderos y salas de despiece la carne es etiquetada para permitir su trazabilidad utilizando impresoras de transferencia térmica. Posteriormente el producto es etiquetado para su venta al consumidor, indicando producto, peso, precio, etc. Los fabricantes de embutidos pueden utilizar una misma etiqueta para imprimir sobre ella todos los productos comercializados, sin necesidad de tener un gran número de etiquetas en stock.

·Pescados: La legislación actual precisa que el pescado debe estar correctamente identificado en el puesto de venta con una etiqueta que indique zona de captura, especie, etc. Las propias lonjas o empresas distribuidores utilizan las impresoras para la impresión de las etiquetas que identifica cada caja y que es utilizada en el punto de venta.

·Sanidad: Las impresoras térmicas son utilizadas a diario en hospitales para la identificación de pacientes con brazaletes, de los menús, de la medicación y de las muestras de los pacientes.
La impresión de datos variables en las pulseras de identificación de los pacientes incrementa la seguridad al permitir una rápida comprobación del paciente.

·Sector bodeguero: Las impresoras de transferencia térmica resultan de gran ayuda para la impresión de pequeñas tiradas de etiquetas (impresión de contras en distintos idiomas, personalización de la etiqueta para exportación, personalización de etiquetas para eventos, etc.), para el seriado de las etiquetas de las denominaciones de origen y para la identificación de las botellas y cajas de vino.

·Cerveza Artesanal: En los últimos años hemos visto el nacimiento de un creciente número de fabricantes de cervezas artesanales que han dinamizado fuertemente el sector con la incorporación de multitud de nuevas cervezas. Las impresoras de transferencia térmica resultan de gran ayuda para la impresión de pequeñas tiradas de etiquetas (impresión de contras en distintos idiomas, personalización de la etiqueta para exportación, personalización de etiquetas para eventos, etc.) y para la identificación de las botellas y las cajas de cerveza.

·Sector Aceitero: Multitud de pequeñas almazaras se han lanzado a comercializar su producción de aceite, así en el mercado encontramos pequeñas producciones premium y gourmet. El uso de impresoras de transferencia térmica sobre tan solo uno o dos modelos de etiquetas preimpresas nos permite la producción de estos productos bajo demanda, la impresión de etiquetas en cualquier idioma para su exportación o comercialización en zonas turísticas, la personalización para restaurantes con motivo de las regulaciones existentes sobre el uso de envases no rellenables, además de los habituales del proceso logístico.

·Sector Cosmético: Los pequeños laboratorios pueden imprimir las etiquetas de todos los productos en sus distintas presentaciones gracias a las impresoras de transferencia térmica.
La impresión del volumen del envase, información del fabricante, nombre del producto, ingredientes puede ser realizada sobre etiquetas sintéticas permitiendo una gran durabilidad y resistencia a los distintos componentes del producto

·Industria Electrónica: Cualquier producto electrónico que tengamos en casa o en el trabajo contiene varias etiquetas impresas con impresoras de este tipo que identifican el producto o los distintos componentes o el software que contienen. La impresión de números de serie únicos para cada producto, información sobre las licencias del software, de las especificaciones, etc son impresas en fábrica o en los centros de ensamblado. Los datos variables que incorporan estas etiquetas permiten gestionar de un modo sencillo cualquier tipo de intervención.

·Sector Automoción: Todas las piezas que componen un automóvil son identificadas en fábrica o durante la fabricación del automóvil.
Etiquetas con datos variables que identifican el vehículo o determinados elementos serán utilizadas durante toda la vida útil del vehículo, por lo tanto requieren ser impresas con materiales que soporten estas condiciones.

·Producción de Neumáticos: Las actuales regulaciones obligan a una correcta identificación de los neumáticos de todos los vehículos.
Las impresoras de transferencia térmica permiten utilizar unificar en una sola etiqueta todos los productos fabricados, permitiendo así una fácil identificación de las características del neumático por parte del usuario final en el punto de venta.

·Electrodomésticos: Además de las etiquetas propias de cualquier dispositivo electrónico (características, número de serie, especificaciones, etc.) los electrodomésticos utilizados en nuestras cocinas deben incluir una etiqueta que permita al usuario final conocer la clasificación energética, eficiencia energética, consumo de agua, ruido, etc.
Los fabricantes utilizan un único formato de etiqueta para cada tipo de electrodoméstico que gracias a las impresoras de transferencia térmica permiten su impresión en el momento de la fabricación asegurando así el cumplimiento de las normativas legales.

·Industria del Metal: Los fabricantes de bobinas de metal o ferralla identifican sus productos de manera unitaria con las etiquetas impresas al finalizar la fabricación gracias a las impresoras de este tipo. Las etiquetas permiten conocer las características y especificaciones del producto así como hacer la trazabilidad del mismo si fuera necesario gracias a los datos variables que incluyen. Habitualmente se almacenan en almacenes que incluso pueden estar a la intemperie por lo que necesitan que la etiqueta aguante condiciones de sol o humedad sin emborronarse.

·Industria Aeronáutica: Al igual que con la industria del automóvil o la industria electrónica los distintos componentes de un avión son debidamente identificados durante la fabricación mediante una serie de etiquetas con información sobre sus características, fechas de revisiones o sustitución impresas mediante impresoras de transferencia térmica.
Durante las revisiones programadas la información de estas etiquetas es de gran utilidad para garantizar la seguridad.

·Administración Pública: A pesar de la evolución a la administración pública sin papeles todavía es necesario presentar una gran cantidad de documentos. Estos documentos son identificados en el momento del registro con una etiqueta con datos únicos para dicho documento. El uso de impresoras de transferencia térmica por parte de los registros facilita la correcta gestión de la documentación y su posterior seguimiento electrónico

En cuanto a la gestión de requerimientos, sanciones y multas, la mayoría de los ayuntamientos de las ciudades han establecido un sistema de aparcamiento regulado, esto ocasiona la necesidad de gestionar las infracciones que se cometan. Las impresoras térmicas imprimen la información sobre la sanción y el vehículo sancionado. Las fuerzas de seguridad locales y estatales también hacen uso de las impresoras térmicas portátiles para sancionar las infracciones.

·Sector Servicios: Los servicios técnicos encargados de realizar las tareas de mantenimiento de instalaciones de agua, gas, electricidad, televisión por cable o sistemas de seguridad utilizan las impresoras térmicas portátiles para la impresión de la documentación que entregan al cliente una vez finalizada la instalación o revisión. Los centros de reparación hacen uso de impresora de este tipo para controlar el proceso de reparación.

·Reserva de entradas y Ticketing: La impresión de entradas es uno de los usos más habitual de impresoras térmicas con las que todos nos encontramos. Cines, teatros, museos, salas de conciertos, festivales, eventos deportivos y todo tipo de espectáculos imprimen a diario miles de entradas o pulseras para controlar el acceso a cualquier evento o recinto.

 

VENTAJAS DE LAS IMPRESORAS DE TRANSFERENCIA TÉRMICA

· Las impresoras de transferencia térmica son la solución más eficiente, rentable y fiable para imprimir etiquetas con datos variables.

· Impresoras perfectamente adaptadas para trabajar en entornos industriales.

· Excelente calidad y durabilidad, las impresoras de transferencia térmica pueden producir imágenes en alta resolución, en función de la cinta utilizada ofrece excelentes niveles de resistencia a la abrasión, luz, temperatura, solventes, etc.

· Impresión bajo demanda, exactamente lo que quiera, cuando quiera

· Tiempos de impresión rápidos, y alta velocidad de procesamiento de datos, al tiempo que proporcionan la mejor fiabilidad para las aplicaciones más críticas.

· Fácil mantenimiento, sustitución de piezas clave sin herramientas, como el cabezal y el platen, además la cinta de impresión protege el cabezal durante más tiempo.

· Más opciones de soportes de impresión, las impresoras de transferencia térmica pueden imprimir en una amplia gama de materiales como, papel, sintéticos , textiles, etc.

· En general, las impresoras de transferencia térmica pueden crear etiquetas de alta calidad y duraderas a la vez que le ahorran tiempo y dinero a su empresa.

 

SICUR SE CELEBRARÁ EN MADRID DEL 22 AL 25 DE FEBRERO DE 2022

SICUR, Salón Internacional de la Seguridad, ha comenzado los preparativos para la celebración de su 23ª edición que, organizada por Ifema Madrid, tendrá lugar del 22 al 25 de febrero de 2022, en el Recinto Ferial.

Este gran encuentro profesional con el mundo de la seguridad integral, contribuirá a reactivar e impulsar con fuerza la industria, poniendo en valor los últimos desarrollos tecnológicos e innovaciones, equipos y servicios de seguridad, así como su importante potencial como referente de conocimiento en un momento marcado por la transformación digital y en el que las propuestas y soluciones en seguridad adquieren más importancia que nunca.

SICUR es el gran referente internacional de la Seguridad. Cada dos años, reúne en Madrid a empresas, asociaciones, profesionales y usuarios de la seguridad global en los ámbitos público y privado. La innovación y el desarrollo tecnológico son los grandes protagonistas de este encuentro profesional que aborda la seguridad integral desde distintas áreas (seguridad, ciberseguridad, seguridad contra incendios y emergencias, seguridad laboral), con el objetivo de seguir favoreciendo el bienestar y el desarrollo social.

UNA APUESTA POR LA SEGURIDAD INTEGRAL

Sicur contemplará todos los ámbitos de la seguridad integral, estructurados en tres grandes áreas. Por un lado el sector de Seguridad contra Incendios y Emergencias, que concentrará, entre otras propuestas todo lo que se refiere a la Protección pasiva y activa contra el fuego, y el mundo de los bomberos; Seguridad Laboral, donde se mostrarán las novedades en Equipos de Protección Individual (EPI), así como soluciones en prevención de riesgos laborales y nuevas propuestas de salud laboral, y Security que dará a conocer los avances en seguridad electrónica, seguridad física y servicios de seguridad para la protección de bienes y vidas. No faltará en esta edición un espacio dedicado a la Ciberseguridad, centrado en las soluciones y herramientas para la protección de la información, los sistemas y los datos de las empresas, ante las ciberamenazas.

Además, la oferta comercial de SICUR se presentará acompañada de un gran programa de actividades, integrado por las ponencias y presentaciones de Foro Sicur, exhibiciones de los cuerpos de seguridad y demostraciones de producto, y la Galería de Innovación, con una selección de productos referentes de la vanguardia en seguridad.

Plataforma Digital Sicur LiveConnect

Como novedad, y en el marco del proceso de transformación digital que está acometiendo Ifema Madrid, Sicur 2022 incorporará como complemento a la participación presencial, la plataforma tecnológica, Sicur LiveConnect, que ofrecerá a todos los profesionales del sector la oportunidad de estar conectados, un extra de contenidos especiales, y una agenda de contactos que permitirá ampliar sustancialmente el marco de relaciones profesionales y comerciales que se produzcan durante la celebración de la feria.

– Más información de la feria en la web de IFEMA

 

UNA FORMA MÁS SEGURA DE ADMINISTRAR MEDICAMENTOS COMIENZA CON UNA MEJOR IDENTIFICACIÓN

Un simple cambio en el diseño de las etiquetas en las bolsas de medicación, como las bolsas de suero, de sangre o intravenosas, puede reducir significativamente los errores en la medicación del paciente. Una identificación y etiquetado con datos impresos claros y fáciles de leer pueden marcar la diferencia entre administrar los medicamentos correctos o incorrectos a un paciente. Además, deben seguirse las regulaciones y recomendaciones específicas en cada caso sobre identificación para cumplir con los estándares de seguridad establecidos.

 

HACIA UN MÉTODO DE COMPRENSIÓN CORRECTA DEL ETIQUETADO DE LAS BOLSAS DE MEDICAMENTOS

Etiquetar los distintos tipos de bolsas de medicamentos es una parte clave del método a seguir para una práctica segura en la gestión y administración de los mismos. Esto implica administrar la medicación correcta, en la dosis correcta, en el momento correcto, por la vía correcta y al paciente correcto. El etiquetado de las bolsas de medicamentos ayuda a controlar el flujo de medicamentos por vía intravenosa, así como a que los pacientes reciban la dosis correcta cuando la necesitan. En este sentido, esta identificación y etiquetado debe incluir cierta información relevante, que incluye:

· Nombre del paciente
· Número de habitación
· Información de la solución
· Hora y fecha de preparación
· Fecha y hora cuando comenzó la administración del medicamento
· Cualquier fármaco y datos relevantes adicionales
· Fecha de caducidad

 Por otra parte, la colocación de las etiquetas en la parte superior o próximas al punto de inserción también ayudará a garantizar una dispensación adecuada, mientras que observar la dosis y concentración del medicamento en la bolsa garantiza una administración constante, incluso durante los cambios de turno del personal. Además, anotar las horas de inicio y finalización de cada aplicación del medicamento asegura que el paciente reciba la dosis adecuada en todo momento. Las etiquetas de color, por otro lado, también se pueden emplear en distintas vías para ayudar al personal sanitario a identificar rápidamente cada una y verificar que las vías estén conectadas de manera correcta.

 

UNA ETIQUETA ESPECÍFICA Y UN TIPO DE BOLSA PARA CADA NECESIDAD

El tipo de bolsa que se etiqueta también puede afectar la etiqueta específica de la bolsa utilizada, así como la información impresa que la etiqueta muestra. El tipo de etiqueta más frecuentemente utilizado es, casi con toda probabilidad, la etiqueta de la bolsa intravenosa. Estas etiquetas, que se utilizan para identificar las distintas soluciones salinas administradas a los pacientes, también deben actualizarse cuando se agregan medicamentos adicionales. Las etiquetas para bolsas intravenosas también pueden requerir resistencia a temperaturas extremas de calor o frío, así como a la abrasión y la decoloración. Estas etiquetas ayudan a garantizar que el personal tenga conocimiento de las sustancias que hay actualmente en la bolsa, evitando peligrosas confusiones cuando es necesario agregar medicamentos adicionales a la solución.

 

ETIQUETAS PARA BOLSAS DE SANGRE: Están disponibles en dos tipos, primario y secundario. Las etiquetas de bolsas de sangre primarias deben cumplir con pautas más estrictas y, por lo general, mostrarán información sobre el fabricante, así como números de lote y códigos de producto para el correcto seguimiento y la trazabilidad. Las etiquetas secundarias se aplican sobre la etiqueta primaria existente y, como tales, están sometidas a menos regulaciones. Estas etiquetas pueden incluir información sobre el tipo de sangre y distintos componentes sanguíneos, como plaquetas, plasma y recuento de glóbulos rojos.

Las bolsas de medicamentos se utilizan a menudo para administrar terapias contra el cáncer, incluidas la quimioterapia y las terapias de células inmunitarias. Estas bolsas de medicamentos normalmente vendrán ya preparadas y etiquetadas por el fabricante de la bolsa y pueden requerir etiquetas especializadas, según sea la composición de la bolsa y la medicación administrada.

PAUTAS Y REGULACIONES PARA LAS ETIQUETAS DE LAS BOLSAS DE MEDICAMENTOS

La principal preocupación para el diseño y uso de etiquetas para bolsas de administración de medicamentos debe ser reducir los errores de medicación para que la atención al paciente sea más segura. Las bolsas de administración de medicamentos pueden ser etiquetadas por el fabricante, con etiquetas adicionales aplicadas por el personal del punto de atención ubicado en dispensarios médicos, hospitales y clínicas. Pueden aplicarse diferentes estándares y regulaciones para cada una de estas situaciones. En cualquier caso, el volumen total de la bolsa y el nombre genérico y la dosis de cada medicamento agregado deben ser la información más destacada. Otros datos e información ya mencionada anteriormente también debe incluirse, y el material de la etiqueta debe permitir a los usuarios escribir información adicional utilizando bolígrafos o marcadores. También pueden seguirse estas pautas para escribir los nombres de los medicamentos, incluidos el color y las mayúsculas, (si bien por lo general esto se utiliza más comúnmente cuando se trata de la identificación de jeringas).

Las etiquetas de las bolsas de medicamentos deben cumplir con las distintas regulaciones existentes, como por ejemplo la Organización Internacional de Estándares ISO, y otras recomendaciones y pautas para envases de medicamentos con códigos de barras. Deben incluir un código de barras asociado con el nombre y la concentración del medicamento genérico en un lugar de la etiqueta, que no interfiera con su legibilidad. El uso de códigos de barras es una excelente manera de reducir los errores de administración al crear un registro electrónico y disminuir la carga de trabajo del personal.

 

UNA IDENTIFICACIÓN Y ETIQUETADO CORRECTOS PARA REDUCIR ERRORES Y MEJORAR LA SEGURIDAD

El uso adecuado de las etiquetas de las bolsas de medicación es indispenable para garantizar una atención más segura al paciente y que siempre se entregue la medicación correcta. Sin embargo, actualmente, el diseño de estas etiquetas puede llegar a suscitar preocupaciones o confusiones en el personal con respecto a su uso. Algunas de las preocupaciones más frecuentemente planteadas son una mala legibilidad y el uso inadecuado del color, así como la falta de diferenciación entre medicamentos con nombres similares. Otra preocupación es que las etiquetas puedan contener información relevante para varias partes interesadas, lo que da como resultado una etiqueta que contiene excesivos datos y sobreabundancia de información, lo que dificulta la búsqueda de información específica. Este también es el caso de las etiquetas de las bolsas intravenosas que a menudo se comparten entre farmacias y personal sanitario. Esto conduce a etiquetas con la información requerida por los farmacéuticos entremezclada con la información que el personal sanitario necesita para administrar correctamente el pedido.

En este sentido se recomienda la adopción de protocolos claros y rigurosos a la hora de determinar un sistema de etiquetado eficaz, implementando algunas mejoras que se pueden realizar para mejorar la seguridad del paciente, como una configuración y diseño de etiqueta para mejorar la legibilidad de la misma. También es determinante una mejora de la calidad de impresión, que podría verse afectada por el bajo nivel de tóner, la presentación de la información del medicamento en una ubicación uniforme y la mejora de la legibilidad mediante el uso de mayúsculas y negrita. El uso de etiquetas imprimibles por transferencia térmica puede ayudar a resolver algunos de los problemas que se plantean aquí, especialmente con respecto a la impresión. Las etiquetas térmicas también son adecuadas para el almacenamiento y la refrigeración, no se manchan fácilmente y son perfectas para su uso en diversos entornos.

ETIQUETADO EN HISTOLOGÍA

La histología es una rama de la biología que estudia los tejidos biológicos u orgánicos de los seres vivos. La parte más pequeña de todo ser vivo es analizada con determinación y exactitud por esta disciplina relacionada con la anatomía y la medicina. Dentro de este área existen una gran variedad de subapartados que nos permiten estudiar cada tejido dependiendo de una serie de características. La citología o la bioquímica están estrechamente relacionados con la histología, que se encarga de dar un enfoque más general. 

El desarrollo de esta ciencia está directamente vinculada al avance de los microscopios, aunque la histología abarca un sentido mucho más amplio que el puramente estructural, como las relaciones estructurales con sus funciones y el estudio del desarrollo tisular. Empezamos a ver referencias a esta ciencia a medida que aparecen los primeros microscopios.

LA IMPORTANCIA DE UN ETIQUETADO CORRECTO EN LAS MUESTRAS 

La histología , por tanto, es un campo importante de investigación utilizado por científicos, médicos e investigadores. Mientras que los investigadores buscan comprender cómo cada célula individual afecta la función de los tejidos y órganos, los médicos estudian la histopatología de los tejidos para ver cómo cambian en los pacientes afectados por la dolencia o enfermedad. Un etiquetado adecuado en histología de las muestras de tejido en cada paso del proceso de preparación del tejido es fundamental para la interpretación de los resultados histopatológicos, en los que se confía para diagnosticar correctamente a los pacientes. Sin embargo, las técnicas histológicas presentan obstáculos únicos para un etiquetado adecuado que a menudo requerirán soluciones de identificación innovadoras.

COLECCIÓN DE MUESTRAS

Las muestras se recolectan tradicionalmente a partir de muestras de tejido extraídas de un cuerpo vivo, también conocidas como biopsias. Las muestras a menudo se colocan inmediatamente en un receptáculo de almacenamiento temporal hasta que llegan al laboratorio. En este paso, el etiquetado adecuado de las muestras es de suma importancia. Cualquier ambigüedad de la muestra podría resultar en una pérdida de tiempo para el paciente, la necesidad de someterse a una cirugía adicional, así como los costes adicionales necesarios para volver a procesar las muestras correctamente desde el principio.

Las muestras de biopsia se pueden almacenar en distintos tipos de recipientes, incluidos microtubos y viales de diámetro pequeño, tubos de ensayo, placas, frascos… Dependiendo del tamaño y material del recipiente de recogida de la muestra, es posible que se requiera un tipo diferente de etiqueta. Hay que considerar que muchos laboratorios no admiten muestras cuya identidad no esté adherida al propio recipiente de la muestra.

FIJACIÓN QUÍMICA

Una vez que las células están aisladas, deben fijarse químicamente, lo que a menudo se realiza con conservantes como formalina y glutaraldehído. Esto congela los tejidos «a tiempo» mientras que también inhabilita las enzimas que normalmente degradarían las células. Como tal, el tejido se mantiene protegido de procesos de degradación mientras produce células preservadas que se ven muy similares a su estado natural.

En este paso, cualquier etiqueta utilizada para identificar sus muestras puede interactuar con una gran variedad de diferentes productos químicos y solventes, como por ejemplo etanol, metanol, formalina, tolueno y otros. Por tanto, las etiquetas resistentes a productos químicos son la opción ideal, y las etiquetas de histología que puedan soportar soluciones de formaldehído y formalina son particularmente útiles en esta etapa del procedimiento.

DESHIDRATACIÓN Y LIMPIEZA DE MUESTRAS

Una vez fijadas, las células deben pasar por un proceso de deshidratación, lo que comprende reemplazar paulatinamente el agua del tampón de fijación con concentraciones crecientes de alcohol. Después de esto, el etanol se reemplaza a su vez con xileno, un agente de limpieza hidrófobo de uso común, que ayudará una vez que comience la incrustación de cera en el tejido.

En este momento del proceso se requieren etiquetas con una resistencia química aún mayor, ya que es probable que puedan entrar en contacto con productos solventes más duros y agresivos. Además, una vez que se completa la deshidratación de la muestra, es posible que las muestras requieran un almacenamiento prolongado en el congelador hasta que estén listas para ser procesadas. De este modo, también se recomiendan etiquetas que puedan soportar bajas temperaturas y ambientes húmedos y fríos.

INCLUSIÓN DE PARAFINA

Una vez que las muestras se han deshidratado y aclarado, están listas para ser procesadas con el material de inclusión (cera, agar y resina). Durante este proceso, el xileno se reemplaza lentamente con concentraciones crecientes del material de inclusión hasta que no queda xileno, lo que hace que las muestras sean estables durante varios años. El material de inclusión más utilizado es la cera de parafina debido a su facilidad de uso y su bajo punto de fusión, que reduce el endurecimiento de los tejidos. En microscopía electrónica, se necesita una matriz más dura para cortar secciones muy delgadas, requiriendo el uso de resina en su lugar.

El etiquetado de las muestras en este momento se puede realizar directamente en el bloque de cera o en el casete de tejido, con una impresión resistente a los productos químicos que no se desvanecerá ni manchará, utilizando etiquetas con un adhesivo extrapermanente que permite que las etiquetas se adhieran a las muestras más difíciles.

También hay etiquetas diseñadas específicamente para la identificación de   muestras inluidas en resina . Estas etiquetas son lo suficientemente pequeñas para adaptarse a la mayoría de las cápsulas y moldes de resina, y presentan una gran resistencia a los productos químicos y al calor extremo. Las etiquetas se pueden utilizar para etiquetar de forma segura sus muestras con texto alfanumérico o números serializados, así como códigos de barras 1D o 2D.

CORTE Y TINCIÓN

Para teñir las muestras, las muestras en parafina deben descongelarse y los bloques deben cortarse en secciones finas con una cuchilla afilada, haciendo secciones transversales delgadas en las que ver las células. Se colocan “cintas” finas de parafina en los portaobjetos de microscopio y la cera sobrante se elimina sumergiendo el portaobjetos en xileno, lo que hace que la cera se disuelva, dejando sólo una capa delgada de tejido. A continuación, se aplican tinciones químicas, como hematoxilina y eosina, a los portaobjetos de histología marcados para mejorar el contraste de las capas celulares, lo que permite determinar si el paciente tiene tejidos sanos o enfermos. Aquí, el uso de etiquetas diseñadas para adaptarse a portaobjetos de microscopio, con una fuerte resistencia tanto al contacto directo como a la inmersión en productos químicos agresivos y  manchas, es esencial. Las impresoras de portaobjetos también están disponibles, aunque las etiquetas duraderas resistentes a las manchas siguen siendo la opción más fiable.

Por lo general, el empleo de productos químicos agresivos, disolventes y tinciones en varios procesos histológicos requiere que se utilicen etiquetas duraderas y resistentes a los productos químicos para una identificación adecuada y segura de las muestras.

 

En SUCLISA INDUSTRIAL somos líderes en distribución de etiquetado de muestras de labortorio e identificación de muestras, somos proveedores especializados en soluciones de identificación y marcaje utilizado en laboratorios médicos y de investigación, así como en instituciones de atención médica.

MADUREZ DE GESTIÓN DE RIESGOS EN LAS ORGANIZACIONES

Los modelos de madurez permiten evaluar el grado de preparación de la organización para afrontar los eventos internos y externos a los que la organización está expuesta.  El modelo de madurez ayuda a cuantificar en el seguimiento, el grado de cumplimiento de los controles y su aporte a la eficacia general del sistema. La cuantificación de los resultados requiere una herramienta de medición que compile los datos y muestre de forma numérica y grafica el comportamiento de uno o más periodos, para hacer un análisis óptimo de la información.

Los indicadores aplicados al seguimiento de los riesgos, estructuran una base para conocer el comportamiento de las variables a medir en diferentes periodos; es por esto que los indicadores van de la mano con el seguimiento a la matriz de riesgos. Al agrupar todos los aspectos se obtiene como resultado la metodología de análisis adecuada para el seguimiento.

¿QUÉ ENTENDEMOS POR “MADUREZ DE GESTIÓN DE RIESGOS”?

Dentro de la estructura de empresas y organizaciones de todos los sectores productivos e industriales se valora cada vez más la efectiva y correcta gestión de riesgos como un proceso fundamental y estratégico dentro de su política empresarial, para no sólamente obtener rentabilidad y cumplir con la normativa aplicable a su sector, sino también garantizar su sostenibilidad y continuidad de manera prolongada en el tiempo.

Es preciso por tanto definir bien qué entendemos por madurez en la gestión de riesgos, qué modelos existen para medirla y qué preguntas debe hacerse una organización para saber de manera precisa en qué nivel se encuentra respecto a este proceso.

¿PERO QUÉ ES EXACTAMENTE LA MADUREZ DE GESTIÓN DE RIESGOS?

Con el término “madurez de gestión de riesgos” generalmente nos referimos al nivel de preparación del que dispone una organización en cuanto a la gestión de riesgos, es decir, indica el conocimiento que ésta tiene sobre este proceso y de qué manera lo implementa en los procesos de su organización.

En un sentido general, la madurez de gestión de riesgos permite a empresas y organizaciones conocer en qué punto se encuentran respecto al modo en que administran los diferentes riesgos a los que están expuestas.

¿POR QUÉ ES IMPORTANTE CONOCER EL NIVEL DE MADUREZ DE GESTIÓN DE RIESGOS DENTRO DE UNA ORGANIZACIÓN?

Una evaluación y un estudio riguroso sobre el nivel de madurez de riesgos ayuda a ver qué se está haciendo bien, qué elementos faltan por considerar y, partiendo de este punto, definir, estructurar e implementar acciones concretas que permitan lograr el mayor nivel de madurez en gestión de riesgos.

MODELOS DE MADUREZ DE GESTIÓN DE RIESGOS

Existen diferentes modelos que permiten evaluar el nivel de madurez de una organización en la gestión de sus riesgos. Algunos de estos son:

A. Índice de Madurez de Riesgo

Desarrollado en el año 2011 por Aon y The Wharton School de la Universidad de Pennsylvania, este índice permite a gerentes, directores y profesionales responsables de riesgos en general identificar cuáles son las áreas críticas en su proceso de gestión de riesgos a partir de la evaluación de prácticas relacionadas con el gobierno corporativo y la toma de decisiones.

En esta evaluación que propone el Índice de Madurez de Riesgo de Aon y The Wharton School se tienen en cuenta las siguientes diez características:

    1. Entendimiento y compromiso con la gestión de riesgos como un factor crítico para la toma de decisiones y para impulsar el valor a nivel de la junta.
    2. Un ejecutivo de nivel senior que impulse y facilite los procesos clave y el desarrollo de la gestión de riesgos.
    3. Transparencia en la comunicación de riesgos.
    4. Una cultura del riesgo que incentiva una completa participación y rendición de cuentas en todos los niveles de la organización.
    5. Identificación de los riesgos existentes y emergentes, utilizando datos e información internos y externos.
    6. Participación de los principales grupos de interés en el desarrollo de la estrategia de gestión de riesgos y en la definición de políticas.
    7. Recolección e incorporación formal de la información de riesgos operativos y financieros al proceso de toma de decisiones.
    8. Integración de información sobre la gestión de riesgos a los procesos de capital humano para incentivar un desempeño comercial sostenible.
    9. Uso de métodos de cuantificación sofisticados para entender el riesgo y demostrar el valor agregado mediante la gestión de riesgos.
    10. Pasar de enfocarse en evitar y mitigar los riesgos a apalancar el riesgo y las opciones de gestión del riesgo que extraen valor.

A partir de toda la información recogida, el nivel de madurez de la organización se califica en una escala de 1 a 5 de la siguiente manera:

    1. Nivel 1 o Nivel Inicial: la organización identifica y aborda los riegos, pero lo hace de forma aislada. El alcance del proceso de gestión de riesgos es limitado.
    2. Nivel 2 o Nivel Básico: el conocimiento, manejo y monitoreo de los riesgos clave de la organización es inconsistente. Las capacidades para gestionar los riesgos son limitadas, además, la información que se tiene de este proceso es informal.
    3. Nivel 3 o Nivel Definido: la organización aborda sus riesgos clave, hay capacidades para medirlos y administrarlos y monitorearlos, pero pueden haber inconsistencias al interior.
    4. Nivel 4 o Nivel Operativo: se conocen los principales riesgos de la organización y las actividades para abordarlos se ejecutan de manera consistente. La información sobre la gestión de riesgos se tiene en cuenta explícitamente para la toma de decisiones.
    5. Nivel 5 o Nieval Avanzado: la organización tiene una alta capacidad para identificar, medir, administrar y monitorear sus riesgos. La gestión de riesgos es dinámica y se adapta a los cambios, además, es considerada como un proceso que brinda ventajas competitivas.

B. Modelo de medición para auditores

El modelo de medición para auditores fue desarrollado en 2002 por Basil Orsini, quien fuera en su momento director de Auditoría Interna del Departamento de Recursos Humanos en Canadá. Este modelo centra la medición del nivel de madurez de gestión de riesgos en cinco aspectos principales:

    1. Cultura.
    2. Liderazgo y compromiso.
    3. Integración con los sistemas organizacionales.
    4. Habilidades en gestión de riesgos.
    5. Reporte y control.

A partir de la evaluación que se realiza para cada uno de estos puntos, los niveles de madurez identificados son:

    1. Incipiente: no se ha implementado formalmente un sistema de gestión de riesgos, la identificación o seguimiento de estos no es consciente.
    2. Conocido: aunque hay un sistema formal de gestión de riesgos, la administración de estos es dispersa, descentralizada y no hay una adecuada capacitación.
    3. Definido: se cumple con el sistema de gestión de riesgos establecido, hay políticas y procedimientos que involucran a toda la organización en este proceso.
    4. Administrado: la gestión de riesgos se desarrolla de forma adecuada y hay claridad sobre la tolerancia al riesgo por parte de la organización.
    5. Optimizado: la gestión de riesgos hace parte de la cultura organizacional, hay indicadores para su medición y monitoreo constante.

DISTINTAS PREGUNTAS NECESARIAS PARA CONOCER Y EVALUAR CORRECTAMENTE EL GRADO DE MADUREZ DE GESTIÓN DE RIESGOS

Al momento de realizar una evaluación para conocer cómo está la gestión de riesgos en la organización, que debe ser considerada como parte fundamental de todos los procesos, es fundamental tener en cuenta diferentes preguntas que engloban los aspectos más relevantes, por ejemplo, el gobierno, el proceso de gestión, las personas, la tecnología, el apetito de riesgo, las políticas y los procedimientos, entre otros.

Algunas de las preguntas que pertinentes para realizarse son:

    1. En el sistema de gestión de riesgos de la organización, ¿se aplican buenas prácticas para llevar a cabo este proceso?
    2. ¿La estructura de la organización permite una adecuada gestión de los riesgos? ¿Existe una unidad de riesgos o un comité encargado de estos asuntos?
    3. ¿La dirección de la empresa entiende la importancia de gestionar los riesgos? ¿Hasta qué punto está la dirección involucrada con este proceso?
    4. Para la toma de decisiones en la organización, ¿se tiene en consideración el monitoreo y seguimiento de riesgos?
    5. ¿Cómo se evalúan y monitorean los riesgos? ¿Qué indicadores se tienen para la gestión de riesgos? ¿El seguimiento a los riesgos se realiza de manera continua?
    6. ¿Se cuenta con herramientas tecnológicas para la identificación, evaluación, control y seguimiento adecuado y eficiente de los riesgos? Por ejemplo, mediante el empleo de un sistema de software adecuado que haga más sencilla la gestión de riesgos en las organizaciones.
    7. ¿Cómo se registran y comunican los eventos de riesgos? ¿Se realiza el registro y la comunicación de forma oportuna y constante?
    8. ¿La metodología definida por la organización para la gestión de riesgos está recogida en un manual o política? ¿Se sigue correctamente y de forma rigurosa?
    9. ¿Las políticas y manuales de gestión de riesgos se encuentran alineadas con los objetivos y valores de la organización? ¿Existen planes de capacitación y difusión que faciliten el entendimiento de la gestión de riesgos en toda la organización?

Todas estas preguntas conforman en realidad una guía para conocer el nivel de madurez de gestión de riesgos que tiene la empresa. El nivel al que se debe aspirar es al más alto (avanzado u optimizado) pues este demuestra que la gestión de riesgos se desarrolla de forma estructurada, sistemática y oportuna e involucra a todo el personal de la organización, y de esta forma es posible cumplir con los objetivos estratégicos y asegurar la continuidad del negocio en el largo plazo.

En síntesis, la madurez de gestión de riesgos permite conocer el nivel en el que las organizaciones identifican, evalúan, controlan y registran los riesgos asociados a su acividad productiva. 

 

GRABADO Y MARCADO LÁSER EN EL SECTOR INDUSTRIAL: BENEFICIOS Y VENTAJAS

La capacidad de personalizar artículos específicos, proteger la propiedad intelectual y agregar un mayor nivel de seguridad está conduciendo al crecimiento de la implantación de soluciones de marcado y grabado láser para aplicaciones industriales.

El empleo de esta tecnología va mucho más allá del uso de pequeñas empresas que quieren agregar un código, logotipo o marca específica a sus productos. El grabado láser y la codificación ofrecen la garantía de dejar marcas permanentes sobre un artículo del segmento industrial, facilitando la identificación y trazabilidad y proporcionando controles y verificaciones contra productos falsificados o replicas.

El grabado láser es un proceso por el cual un rayo láser elimina físicamente una capa de material que expone una cavidad que revela una imagen perceptible por el usuario. En el caso de los sistemas láser de fibra, la generación del láser comienza por inyectar una intensa luz de los diodos en el extremo de los cables de fibra óptica impregnada con un elemento de tierra rara denominado iterbio. El iterbio en los cables de fibra óptica absorbe la energía del diodo de luz y luego la libera bajo la forma de fotones capaces de viajar por los cables ópticos. Los fotones que dejan los cables ópticos crean un rayo láser a una longitud de onda de 1062 nm. El proceso es rápido y la mayoría de los equipos de grabado láser funcionan en casi cualquier tipo de metal y en muchos plásticos técnicos.

Una de las aplicaciones más importantes del mercado industrial para el grabado láser es en el segmento de la identificación de seguridad. El grabado láser se revela como la opción ideal para la securización de tarjetas de crédito, documentos, tarjetas de identificación y otros artículos que requieran medidas de seguridad adicionales. Por ejemplo, en las tarjetas de identificación, los formatos de múltiples capas se utilizan para alterar el color de los pigmentos de la capa inferior sin afectar la superficie de la capa transparente. Esto asegura de que el producto sea seguro, produce imágenes y texto de alta calidad, y no se puede alterar, posee trazabilidad y también es totalmente personalizable según sean las necesidades existentes de cada organización.

Sin embargo, éste es sólo un aspecto de lo que el grabado láser puede ofrecer a las empresas industriales que buscan optimizar y mejorar su gestión y calidad. El grabado láser facilita el grabado de números de serie, fechas, horas, lotes, números de piezas, etiquetas, componentes, códigos de matriz de datos, símbolos y marcas comerciales, códigos específicos de la industria… El grabado láser ofrece una marca de la mayor calidad que la pueden leer escáneres de códigos de barra, escáneres RFID y otras herramientas de seguimiento de inventario. Además, los sistemas láser se pueden conectar a una red de fábrica como una manifestación de la “IIoT” o “Internet Industrial de las cosas”, lo que presenta nuevas posibilidades de mantenimiento de sistemas, monitoreo, operación, resolución remota de problemas y soporte para los productos.

El uso creciente de láseres industriales en la fabricación se puede apreciar en multitud de aplicaciones como procesamiento de materiales, micromaquinado, marcado y grabado realizados por láser. La tecnología láser permite que las industrias aporten un gran valor agregado a aquellos productos que elaboran. Podemos verlo en gran cantidad de ejemplos como son el grabado personalizado de nombres o logotipos, la aplicación simultánea de códigos de barras a múltiples productos, la incorporación de marcas de identificación para evitar falsificaciones, la producción de una variedad de marcas láser en diversos materiales, como metales desnudos, recubiertos, anodizados y revestidos, etc. En todos los casos, el trabajo de marcado y grabado se puede realizar con un altísimo nivel de detalle y gran precisión.

De esta forma, el grabado láser ha pasado a implantarse de manera definitiva como herramienta fundamental en todo proceso que implique identificación de piezas y artículos, controles de inventario, trazabilidad de productos, notificaciones de seguridad, etc, así como también sirve de gran ayuda en la gestión interna de la producción, almacenamiento y estocaje y prevención de pérdidas.

De este modo, gran cantidad de segmentos de la industria como la robótica, la impresión 3D, laboratorios, alimentación, logística, gestión de inventario, banca, seguridad, organismos oficiales del gobierno y el sector automotriz, hacen uso del marcado y grabado láser para proporcionar una capa adicional de seguridad y garantía.

Beneficios del grabado láser en el sector industrial

El uso del grabado láser en cuanto al grabado de marcas industriales ofrece una gran cantidad de ventajas y beneficios.

En primer lugar, el grabado láser puede ser aplicado en una gran cantidad de materiales rígidos y de gran durabilidad, como el metal, lo que incluye acero inoxidable, acero de herramientas y maquinaria, cobre, bronce, silicio, níquel, titanio, aluminio, aleaciones especiales, etc.

En segundo lugar, el grabado láser puede ser aplicado de forma automatizada a grandes cantidades de piezas o elementos a la vez o a gran cantidad de componentes en una línea de producción. Dependiendo del tamaño de las piezas y el tamaño del área de trabajo, la tecnología del grabado láser permite grabar cientos de piezas a la vez. Esto es una ventaja fundamental y especialmente importante a la hora de marcar tarjetas de identificación o grabar códigos de barras en piezas específicas que necesitan hacerse de forma rápida y precisa.

Por último, es frecuente que en la industria se manejen grandes piezas y elementos de gran peso y volumen que sean poco manejables y resulten incómodas y difíciles de grabar. Sin embargo, algunos equipos portátiles solventan estos problemas y permiten grabar hasta las piezas más grandes y colocadas en las posiciones más inaccesibles.

Un equipo de marcado para cada necesidad

Bien sea porque su producto precisa añadir una capa adicional de seguridad de cara a impedir fraudes o proteger la propiedad intelectual, o su industria sólo necesite acelerar el tiempo de grabado de códigos de barras u otras etiquetas de identificación en sus piezas y elementos específicos, SUCLISA INDUSTRIAL le proporciona los equipos de identificación y marcado adecuados que añadirán gran valor añadido a su producción, con una gran facilidad de uso y funcionalidad, de muy sencilla implantación en su cadena productiva y que no requieren un gran esfuerzo ni capacitación o formación específica.

Si le interesa recibir más información acerca de nuestros sistemas de marcado y grabado láser industriales póngase en contacto con nosotros y le ayudaremos a encontrar la mejor opción para su empresa o producto.

 

IDENTIFICACIÓN Y SEGURIDAD CODIFICADA MEDIANTE COLORES Y CANDADOS DE BLOQUEO Y ETIQUETADO EN LA INDUSTRIA

En todo tipo de proceso productivo unos buenos protocolos de seguridad son parte fundamental a la hora de un desempeño riguroso y efectivo en el trabajo, especialmente si vienen referidos a un área tan sensible como puede ser, por ejemplo, el sector alimentario. En el sector de la industria alimentaria, un producto alimentario mal identificado o inadecuado puede fácilmente verse contaminado por agentes externos, exponiendo al consumidor a peligros y riesgos de distinta gravedad, con el consiguiente peligro para la salud, así como también para la reputación de las plantas de procesamiento y las marcas.

Un frecuente manteniento y cuidado de los equipos empleados durante el proceso es una excelente forma de evitar estos riesgos en la industria alimentaria. El correcto mantenimiento del equipo es uno de los factores más importantes a la hora de asegurar la seguridad alimentaria. Por ejemplo, unas cuchillas desgastadas o en malas condiciones pueden resbalar, o unas correas deterioradas pueden llegar a romperse y expulsar pequeñas partículas o elementos extraños durante su funcionamiento que lleguen a contaminar los alimentos que se encuentren en la línea de producción, poniendo así en peligro la seguridad de grandes volúmenes de producción.

El mantenimiento preventivo comprende los equipos utilizados para la manipulación, almacenamiento, procesado y empaquetado de alimentos, así como cualquier equipo que no se encuentre directamente en las áreas de procesamiento o empaquetado, como pueden ser unidades de control del aire, instalaciones de climatización, calderas, compresores, silos, almacenes, controles de temperatura y humedad y sistemas de prevención de reflujo de agua y líquidos. La amplia variedad de equipos implicados en el proceso productivo que precisan de un correcto mantenimiento periódico exige que las empresas del sector de la alimentación cuenten con distintos equipos de empleados formados e incluso especializados que deben estar equipados con las herramientas más adecuadas para actuar sobre las máquinas de forma segura.

Así, una empresa de procesamiento de alimentos precisa de un mantenimiento seguro y eficiente, necesita desconectar y asegurar todas las fuentes de energía de la maquinaria para realizar una correcta revisión y mantenimiento seguro de la misma. Se revela fundamental el empleo de indicadores visuales claros para identificar rápidamente qué equipo especializado ha neutralizado fuentes de energía específicas, y aquí es donde entra en juego la aplicación de un preciso y correcto sistema de bloqueo e identificación de equipos.

 

BLOQUEO Y ETIQUETADO COMPLETO CON CANDADOS

En este sentido, un sistema de bloqueo mediante candados es un elemento indispensable para el bloqueo de las fuentes de energía de una máquina o equipo, dentro de los protocolos de bloqueo y etiquetado (LOTO) para la seguridad laboral en la industria. Los candados se sitúan en medio de la secuencia que comienza con la colocación del dispositivo de bloqueo principal -adaptado a la fuente de energía a bloquear- y la etiqueta que nos indica qué personas están autorizadas a realizar las tareas de reparación o mantenimiento en la máquina o equipo bloqueado.

Por su propia naturaleza, los dispositivos de bloqueo -ya sean para válvulas, equipos eléctricos, elementos neumáticos, de gas, etc.- no se cierran por sí solos, sino que precisan uno o varios candados para llevar a cabo su bloqueo. Desglosaremos a continuación las distintas tipologías de candados LOTO que existen y cuá es su utilidad.

PRODUCTOS CONFORMES A LA NORMATIVA OSHA
Los productos LOTO deben cumplir con la siguientes tres premisas:
• Ser claramente identificables. Lo conseguimos a través del empleo de colores vivos que hacen visibles y fácilmente reconocibles estos dispositivos a distancia, como medida de seguridad en el entorno donde se lleva a cabo la revisión y mantenimiento de la maquinaria.
• Emplearse únicamente para el control de las fuentes de energía. Si hablamos de candados, estos no necesitan disponer de sistemas de alta seguridad, sino que basta con que cumplan su función de mantener cerrados los dispositivos principales de bloqueo durante los trabajos de revisión y mantenimiento. Es decir, no están diseñados para proteger a las máquinas o equipos de posibles robos, su función es más bien de bloqueo.
• Ser duraderos, resistentes y fácilmente instalables. Hablamos en este caso de resistencia a los rayos ultravioletas, elementos químicos, altas temperaturas, conducción eléctrica, etc. que generan los equipos y máquinas a bloquear.

 

Por otra parte, el cuerpo de los todos los candados aptos para el bloqueo y etiquetado es muy similar. Así, multitud de candados LOTO cuentan con una cobertura plástica en resina ABS que les convierte en resistentes frente a la radiación UV, o en entornos con sustancias altamente inflamables. Lo que diferenciará su uso son los materiales que conforman su arco. Si observamos los candados LOTO que podemos encontrar en el mercado, vemos que los principales materiales que forman parte de su arco son:
• Acero cromado. Empleado mayormente en maquinaria o equipos donde no haya riesgo de contacto eléctrico.
• Acero inoxidable. Además de permitir el uso del candado para el mantenimiento de máquinas donde no se precise un modelo dieléctrico, le aporta al candado una resistencia extra en entornos industriales con altos niveles de humedad y salinidad. Son aptos, igualmente, para su uso en exteriores.
• Resina plástica. Se emplea para evitar un posible contacto eléctrico que pudiera sufrir el trabajador durante las tareas de mantenimiento y reparación.

 

No obstante, al igual que es importante considerar el material del cuál está hecho el archo del candado, otro aspecto a considerar es la longitud del mismo. Esta variable determina la existencia candados de arco normal, arco largo, arco extralargo e inclusive arcos con cable flexible. Esta casuística proviene fundamentalmente del espacio existente en la zona donde vamos  a realizar el bloqueo, es decir, de su maniobrabilidad. En aquellos casos donde no dispongamos de mucho espacio o sólo tengamos un hueco muy estrecho para hacer que el candado cierre el dispositivo principal de bloqueo, encontraremos muy útiles los candados de arcos largos o extralargos, ya que nos permitirá efectuar el cierre más cómodamente e incluso de forma más ergonómica.

 

LOS COLORES, UN ASPECTO A CONSIDERAR MÁS ALLÁ DE LA ESTÉTICA

Uno de los aspectos que frecuentemente más llaman la atención en este tipo de candados de bloqueo y etiquetado son sus vivos colores, que cubren una amplia gama; rojos, verdes, azules, amarillos, naranjas… Como hemos indicado con anterioridad, estos colores tan vivos y llamativos garantizan la visibilidad de los candados. Ayudan a indicar, junto a los dispositivos principales de bloqueo y las etiquetas LOTO, (también de colores muy vivos), que la máquina y equipo están bloqueados para su reparación o revisión. Así, contribuyen a avisar y prevenir su puesta en marcha accidental por parte de otros trabajadores mientras se realizan dichas tareas.

Los colores en este tipo de candados LOTO se emplean también para delimitar áreas de acceso de los trabajadores encargados de la reparación y revisión. Así sucede cuando hay por ejemplo distintos equipos trabajando en una máquina grande con varios puntos que se deben bloquear o en varias máquinas simultáneamente. Así mismo, también puede asignarse un color de candado determinado para cada miembro del equipo, de forma que un miembro bloquee las máquinas con candados amarillos, otro equipo con candados azules, etc.

 

LAS LLAVES DE LOS CANDADOS LOTO

Los candados LOTO se abren y cierran con llaves específicamente diseñadas para ellos. Como realmente no están diseñados para evitar hurtos, no es necesario que su cerradura sea de puntos de seguridad. En cambio, sí incorporan un mecanismo de seguridad que es el sistema de retención de llave mientras el candado está abierto. Éste evita que el candado pueda cerrarse sin llave, obligando a que sea el trabajador encargado de dicho candado el que lo cierre.

En cuanto a las llaves, debemos comentar que aparte de los candados LOTO con llaves desiguales, también existen modelos de llaves iguales y también llaves amaestradas.

Las llaves iguales son útiles cuando un trabajador debe manipular muchos candados en una instalación. En este sentido, es importante señalar que, según la norma OSHA, un mismo juego de candados con llaves iguales no deben distribuirse entre distintos trabajadores, pues cada trabajador debe responsabilizarse de sus propios candados.

Por su parte, los amaestramientos son ideales cuando hablamos de equipos con muchos trabajadores que deben encargarse de máquinas con varios puntos de bloqueo e instalaciones con numerosas máquinas. Mediante las llaves maestras, los responsables de equipo pueden retirar un candado determinado en caso necesario. Estos responsables, además, se encargarán de guardar las llaves maestras en lugares a los que sólo ellos puedan tener acceso.

 

SOLUCIONES DE BLOQUEO SAFEKEY DE SUCLISA INDUSTRIAL

SUCLISA INDUSTRIAL propone una solución completa de bloqueo/etiquetado líder con los candados SafeKey, están disponibles en 9 colores con llaves a juego codificadas con colores. Todos los empleados que realizan las tareas de mantenimiento reciben un candado o grupo de candados codificados con colores y con una llave a juego en función de su especialidad o profesión. Con más de 100 000 combinaciones de llave y candado, gracias a un innovador mecanismo de bloqueo, los candados pueden garantizar completamente la seguridad del bloqueo/etiquetado. También están disponibles juegos con llave maestra y gran llave maestra, de forma que los jefes de equipo puedan abrir cualquier candado de su equipo y a su vez el director de seguridad pueda abrir cualquier candado de la planta o la empresa.

Desde SUCLISA INDUSTRIAL también podemos proporcionar dispositivos de bloqueo específicos que pueden bloquear todas las fuentes de energía identificadas en posición de desconexión. Incluyen prácticas cubiertas para el sistema de bloqueo de válvulas de volante plegable, candados versátiles para disyuntores, soluciones de bloqueo para grupos y mucho más. Los empleados pueden asegurar fácilmente estos dispositivos con uno o varios candados SafeKey para mantener las máquinas neutralizadas hasta que finalice su mantenimiento.

Bloqueo/etiquetado altamente eficiente

De esta forma, lel personal responsable puede actuar de forma segura en la maquinaria asegurando un dispositivo de bloqueo en una fuente de energía bien identificada con su candado personal SafeKey. Se puede acceder fácilmente a los pasos para llevar a cabo el bloqueo de la maquinaria a través de tabletas y smartphones. Todos los equipos utilizan un código de colores específico para el candado SafeKey y su llave, de manera que puedan recuperar sus candados rápidamente y los compañeros enseguida reconozca cuáles son los equipos que están reparando la maquinaria de forma segura.

 

EL ETIQUETADO Y LA IDENTIFICACIÓN COMO PARTE FUNDAMENTAL DEL SISTEMA DE CALIDAD EN EL LABORATORIO

Puesto que un laboratorio se trata de un espacio de trabajo donde se manipulan y manejan gran cantidad y variedad de productos y elementos peligrosos a fin de evitar su contacto, inhalación o ingestión directas, fuente de accidentes e intoxicaciones de todo tipo, es posible establecer una serie de normas de carácter general sobre diferentes aspectos aplicables a la mayoría de los laboratorios. Una de las tareas más sencillas pero al mismo tiempo más determinante en lo que respecta a la identificación y proceso de muestras en el laboratorio consiste en un etiquetado correcto, duradero, sencillo y rápido de las mismas. Hoy en día, uno de los parámetros de calidad más importanes a la hora de determinar la evaluación de un buen trabajo de investigación y/o de análisis en el laboratorio es un correcto y fiable etiquetado que asegure la identificación de las muestras y la eficacia del trabajo posterior con la información contenida en ellos.

NORMAS GENÉRICAS Y ESPECÍFICAS

Todo laboratorio clínico, centro hospitalario o médico, de carácter público o privado, debe regirse por unos rigurorosos estándares de calidad determinados que varían de uno a otro centro y de uno a otro organismo, institución o comunidad autónoma. Sin embargo, existe una serie de normas genéricas para todos ellos que han cumplirse de forma obligada y que redundan en una mejor atención al paciente.

ETIQUETADO DE MUESTRAS PARA ANÁLISIS CLÍNICOS

En este caso nos estamos refiriendo a aquellos exámenes basados en la extracción de cualquier tipo de muestra del paciente, destinada a la obtención de un diagnóstico médico. Un resultado de examen fiable y con el mayor estándar de calidad parte en la obtención satisfactoria de una adecuada muestra de estudio y en la rotulación completa, correcta y legible de la misma. Esta es la única forma de asegurarnos de que los informes emitidos por la unidad diagnóstica acerca de dicha muestra corresponden con el paciente en estudio. Para ello resulta de gran ayuda la estandarización del sistema de etiquetado de las muestras, de manera que se pueda garantizar la identidad de las muestras biológicas tomadas en el laboratorio mediante su correcto rotulado.

El proceso de obtención de muestras da comienzo con la solicitud por parte del profesional encargado de un paciente. En dicha solicitud  han de aparecer todos los datos solicitados de forma clara y que no puedan llevar a confusión posible. El personal encargado de la toma de muestras deberá asegurarse de la identidad del paciente, y en ese mismo momento identificar las muestras tomadas. En este momento concreto del porceso es cuando se precisa la utilización de los elementos de rotulación apropiados, como por ejemplo y según el tipo de muestra a analizar, etiquetas de laboratorio específicas que sean cpaces de resistir altas y bajas temperaturas para poder ser utilizadas tanto en tubos plásticos como vidrio. Algunas de estas etiquetas soportan los más amplios rangos de temperaturas,  adecuándose a las condiciones a las que deba someterse la muestra sin peligro y con la total seguridad de mantener su identidad en todo momento.

ELEMENTOS DE IDENTIFICACIÓN E IMPRESORAS DISEÑADAS ESPECÍFICAMENTE PARA ESTAS ÁREAS

En el mismo momento de la identificación de muestras es cuando también se comprueba la utilidad de ciertas impresoras específicas desarrolladas para el manejo de este tipo de etiquetas, con lo que se evitan posibles errores o falta de legibilidad producidos por la escritura manual. Con este tipo de equipos, muchos de ellos portátiles y de fácil manejo y reducido tamaño, es posible incluso la impresión de códigos de barras, códigos QR y todo tipo de marcaje para garantizar una mayor fiabilidad en la identificación de la muestra.

EN SUCLISA INDUSTRIAL OFRECEMOS SOLUCIONES COMBINADAS, CONTAMOS CON LA GAMA MÁS COMPLETA DE MÁQUINAS E IMPRESORAS DE ETIQUETAS DE MUESTRAS DE LABORATORIO E IDENTIFICACIÓN. EQUIPOS DE TRANSFERENCIA TÉRMICA, DE INYECCIÓN DE TINTA Y MÁQUINAS DE MARCADO A LA MEDIDA DE SUS NECESIDADES

 

 

NORMAS PROPIAS DE IDENTIFICACIÓN ESPECÍFICAS PARA CADA CENTRO Y TAREA

Igualmente se hace preciso establecer mantener un sistema estándar de localización de la etiqueta identificativa, es decir, que el personal a cargo sepa en todo momento en qué lugar concreto del tubo, placa, frasco, etc, debe pegar la etiqueta con los datos relevantes de la muestra. De esta forma, su posterior identificación por parte del personal de laboratorio será más rápida, sencilla y eficaz. Por ello es imprescindible que cada centro cree su propia norma y que ésta sea puesta en conocimiento de todo el personal implicado en el proceso a fin de lograr así la unificación y aplicación del estándar elegido con respecto a las etiquetas de laboratorio.

 

La amplia oferta de etiquetas de muestras de laboratorio que le ofrece SUCLISA INDUSTRIAL le permitirá identificar inmediatamente y de forma clara cualquier producto y muestra empleados en su trabajo cotidiano, independientemente del material en que esté realizado su contenedor (polipropileno, vidrio, polietileno, acero inoxidable…) y las condiciones ambientales a los que se vea expuesto (frío, calor, humedad,…)

Sea cual sea su área de trabajo o investigación, contamos con el sistema de etiquetado e identificación de muestras adecuado para cualquier campo o actividad; medicina, enfermería, investigación, biotecnología, agricultura, ciencias ambientales, forenses, patología, histología, hematología, cromatografía, botánica, zoología … los campos de aplicación son incontables, consulte con nosotros, podemos ayudarle a identificar eficazmente sus muestras de laboratorio.

A LA HORA DE ETIQUETAR MUESTRAS EN EL TRABAJO COTIDIANO DEL LABORATORIO, CONSEGUIR UNA MEJORA EN LA REDUCCIÓN DEL TIEMPO INVERTIDO EN DICHO PROCESO, ASÍ COMO UNA CORRECTA DURABILIDAD Y ADHESIÓN DE LA ETIQUETA APROPIADA, SON NUESTROS PRINCIPALES OBJETIVOS.

CONFÍE EN LAS ETIQUETAS DE LABORATORIO Y MARCAJE DE MUESTRAS DE SUCLISA INDUSTRIAL; ETIQUETAS DE LA MÁXIMA CALIDAD, GARANTÍA Y DURABILIDAD, TAMBIÉN EN CONDICIONES AMBIENTALES EXTREMAS


SOLICITE MÁS INFORMACIÓN SIN COMPROMISO

Estamos a su disposición en www.suclisaindustrial.com y en seguridad@suclisa.com

AMAESTRAMIENTO DE LLAVES: QUÉ ES Y CUÁNTOS TIPOS HAY

Entendemos por el término «amaestramiento» como aquella racionalización jerarquizada del empleo de llaves. También es frecuente referirnos a este término cuando un elemento o cerradura es abierto por más de una llave diferente, o lo que es lo mismo, existe una llave «polivalente» capaz de abrir varios elementos según un Plan de Cierre establecido.

 El amaestramiento de llaves consiste en una técnica donde se da preferencia a una llave para que pueda abrir diversas cerraduras, a pesar de que éstas tengan diferentes combinaciones.

Se trata de un planteamiento estratégico que permite estructurar y dar permisos a ciertos usuarios. Podemos decir que el amaestramiento de llaves, en esencia, se trata básicamente de un proceso de planificación, donde se estudia las cerraduras y basándose en su diseño se crean alternativas para crear una o más llaves. A la larga se trata de un sistema flexible, que permite a un determinado grupo de usuarios disponer de sus propios permisos dentro de una serie de puertas, lo que establece jerarquías, impidiendo que una llave maestra de primer nivel tenga los mismos privilegios que una llave maestra global con acceso libre a todas las cerraduras.

 

Los tipos más comunes de amaestramiento que podemos encontrar son:

AMAESTRAMIENTO SENCILLO: Este sistema facilita una llave maestra que abre todas las cerraduras del grupo amaestrado, a pesar de que cada cerradura pueda disponer de su propia llave. Un amaestramiento sencillo de llaves lo podemos encontrar en viviendas, urbanizaciones, escuelas, así como pequeños edificios de oficinas, locales y equipos industriales de cierta importancia.

AMAESTRAMIENTOS JERARQUIZADOS: Este tipo de amaestramiento se caracteriza por disponer de varios grupos formados por un número determinado de cerraduras abiertas con su llave propia, una submaestra de grupo y una maestra que abre todos los grupos de cerraduras.

Un ejemplo típico de este tipo de amaestramiento lo podemos encontrar en pequeñas instalaciones en las que los grupos están formados por las habitaciones y salas de una planta, existiendo una llave  submaestra por planta y una llave maestra general que es capaz de abrir todas las salas y resto de servicios.

INSTALACIONES DE CIERRE CENTRAL O TIPO PORTAL: Las urbanizaciones, edificios comunitarios y pabellones presentan varias puertas accesibles a todos los usuarios: generalmente la entrada del portal, ascensores, garaje, trasteros, salas, laboratorios, azoteas, etc… Cada usuario puede abrir estas puertas con la misma llave que sólo abre su vivienda o espacio de trabajo.

    1.  Esta sola y única llave sirve también para cualquier otra cerradura de su uso privativo.
    2.  Creando llaves propias de los accesos, podemos realizar su control particular como por ejemplo el uso de plazas de garaje alquiladas.

INSTALACIONES CON LLAVE GENERAL, MAESTRA Y CRUZADOS: Se trata éste de un amaestramiento especialmente indicado en grandes empresas y organismos, donde las competencias y las responsabilidades de cada empleado aparecen bien definidas. Una instalación de este tipo resuelve los problemas de cierre más diversos y más complejos. Aquí una sola llave abre, por ejemplo, todas las puertas o solamente una determinada, o todas las puertas de determinado departamento, o tan solo las puertas de todos los pasillos, o solamente los despachos, o las ciertos talleres y laboratorios… en definitiva, sólo abre aquella puerta o equipo que se especifique. Esto es posible gracias a la particularidad de este sistema que permite el cruce de combinaciones, de forma que una misma puerta o equipo pueda ser abierto por llaves maestras y llaves submaestras.

 

AMAESTRAMIENTO DE LLAVES: SISTEMA LOTO Y BLOQUEO DE EQUIPOS

 

El objetivo principal de un sistema de bloqueado/etiquetado, en inglés: Lockout/Tagout (LoTo), es garantizar la seguridad de los operarios de mantenimiento, de máquinas, electricistas y otras personas en contacto directo o indirecto con fuentes de energía.

Las fuentes de energía bloqueadas por uno o varios operarios simultáneamente NUNCA se deben poner en marcha.

En el sistema LoTo la llave individualizada cumple dos características esenciales:
– con el candado abierto, la llave está retenida y no puede separarse del candado.
– una vez cerrado el candado, sólo una llave, para mayor seguridad en posesión del propio operario de mantenimiento, puede abrir el candado.

Por idénticos motivos de seguridad las llaves maestras siempre deben guardarse en un lugar seguro y ser usadas por un único responsable conocedor del sistema LoTo.

Hay un total de cuatro opciones de amaestramiento para llaves de los candados de seguridad LoTo:

 

1. AMAESTRAMIENTO CON DISTINTAS LLAVES

Los candados se entregan «con distintas llaves». Esto significa que la llave de un candado no debería poder abrir otro candado distinto. Los candados convencionales usan cilindros de 5 o de 6 pasadores para ofrecer un alto nivel de seguridad. Los candados modernos mejoran la seguridad aumentando sustancialmente el número de posibles combinaciones. Ambos elementos, los cilindros y las llaves, están maquinados con precisión para cumplir la normativa más rigurosa.

Esto nos permite ofrecer un mayor número de llaves exclusivas que otros candados con el mismo número de pasadores, lo cual hace muy poco probable que reciba alguna vez un candado duplicado.

Para garantizar que cada candado es diferente, podemos registrar sus candados y asegurarnos de que cada candado que recibe es distinto de los demás (KD: Keyed Different).
Es la solución perfecta para aplicaciones sencillas de bloqueado/etiquetado (LoTo) con un número manejable de puntos de aislamiento de fuentes de energía.

*Los candados de cables compactos están disponibles con distintas llaves y con la misma llave como productos estándar.

 

2. AMAESTRAMIENTO CON LA MISMA LLAVE

Cuando tienen la misma llave, todos los candados de un conjunto determinado se pueden abrir con esa misma llave. Esta opción resulta ventajosa cuando se asignan varios candados a un mismo empleado (KA: Keyed Alike).

Es una buena solución para situaciones en que una sola persona es responsable de múltiples máquinas o fuentes de energía.

 

3. AMAESTRAMIENTO CON LLAVE MAESTRA

Se puede usar una llave maestra para abrir varios candados, aunque cada uno de ellos tenga su propia llave exclusiva. Esto permite a los supervisores retirar fácilmente un candado en casos de emergencia.

Con el fin de que los trabajadores conserven el control exclusivo, las llaves maestras deben guardarse en un lugar seguro al que solo pueda acceder miembros de la dirección (MK: Master Key).

 

4. AMAESTRAMIENTO CON GRAN LLAVE MAESTRA

Por último, el sistema de llave maestra se puede ampliar a varios equipos. De este modo, cada equipo tiene una llave maestra y todos los candados de todos los equipos se puede abrir con una «Gran» llave maestra, si es necesario (GMK: Grand Master Key).

 

SISTEMA DE GESTIÓN HSE: BENEFICIOS QUE APORTA UN SISTEMA HSE A EMPRESAS Y ORGANIZACIONES

Por “Sistema de Gestión HSE” entendemos aquel sistema de gestión creado para garantizar estándares internacionales de seguridad y medio ambiente. Las siglas HSE hacen referencia a los términos en inglés “Health, Safety & Environment” (Medio ambiente, Seguridad y Salud). Es un procedimiento que cubre variados aspectos en el campo de la prevención y seguridad laboral, como por ejemplo correctos etiquetados de mercancías y procesos productivos, señalización y bloqueo de áreas de trabajo, etc… pero como veremos, su ámbito de actuación es mucho más extenso.

El desarrollo que se lleva a cabo en la organización con un buen sistema de gestión integrado permite un notable ahorro de los recursos existentes al mismo tiempo que previene riesgos y accidentes en el entorno laboral.

 

Para saber cuándo se está cumpliendo con los requisitos establecidos por el sistema de gestión, es fundamental considerar la integración de los distintos sistemas que la constituyen. A su vez, todos los miembros de las organizaciones deber ser activos y participar en los logros de la misma.

UN SISTEMA QUE GARANTIZA UN ESTÁNDAR INTERNACIONAL DE SEGURIDAD Y MEDIO AMBIENTE

Así, el Sistema de Gestión HSE se trata de un sistema de gestión creado para garantizar estándares internacionales de seguridad y medio ambiente, que deberá ser convenientemente controlado y monitorizado.

Es una invitación a que las empresas y organizaciones implanten de forma adecuada las distintas normas que se establecen en el sistema de gestión, garantizando así una mayor competitividad y un menor riesgo en cuanto a percances e incidentes laborales.

El sistema HSE permite controlar riesgos en los procesos organizativos y productivos de la empresa, para mejorar la seguridad del trabajador ante los peligros a los que se encuentra sometido o el cuidado del medio ambiente.

Para conseguir dichas certificaciones, es necesario demostrar y garantizar una adecuada gestión de la calidad frente a todos los procesos ejecutados y cumpliendo con la legislación, además de todos los estándares internacionales ISO. Como consecuencia indirecta, gracias a la realización de una buena gestión no solamente reducimos el riesgo de accidentes en el entorno laboral, sino que también la empresa puede beneficiarse en cuanto a mejora en su reputación y prestigio de cara a clientes, proveedores, organismos oficiales y competidores.

Se deben prevenir todos los riesgos laborales que afecten de forma directa a cada empleado. Cuanto más alto sea el riesgo, mayor serán los cuidados que se lleven a cabo para prevenir accidentes.

Es necesario encontrar el significado de cada certificado que se corresponde dentro de la gestión integrada (HSE):

  • Seguridad ocupacional: certifica el conjunto de actividades relacionadas a la protección de la salud física, mental y social.
  • Seguridad industrial: certifica que existe un acuerdo frente a los riesgos y los peligros de la industria.
  • Medio ambiente: protege el medio ambiente o trabaja por el cuidado de los recursos naturales mediante las acciones que demuestren la conservación.

BENEFICIOS DE UN SISTEMA HSE:

  • Las empresas llegan a ser mucho más competitivas a nivel local e internacional.
  • Control adecuado en cuanto a las gestiones que llevan a cabo las organizaciones.
  • Posicionamiento de la empresa.
  • Confianza de los consumidores.
  • Reducción de los costos por accidentes laborales.
  • Mejora del medio ambiente.
  • Mejora de la seguridad laboral.
  • Mejora la calidad de vida del empleado.

 

El objetivo de ejecutar los proyectos necesarios para obtener los resultados adecuados, mejora la calidad de vida laboral, previendo y evitando a su vez los impactos negativos en el medio ambiente.

Muchas empresas cuentan con un sistema integrado de gestión HSE. Éste se basa en los siguientes principios fundamentales:

  • Seguridad y salud en el trabajo
  • Medio ambiente

Hoy en día el papel que tiene el sistema de gestión integral de HSE, es un factor determinante en los procesos de producción y en los servicios prestados.

Los sistemas imprescindibles existen cuando tenemos la globalización de la economía. La homogeneidad de los productos y la relación de nuestras organizaciones con el ser humano y el medio ambiente garantizan que la industria permanezca en el mercado.

¿CÓMO ORGANIZAR UN BUEN SISTEMA HSE?

Para asegurarnos de que nuestra organización cuenta con un sistema de gestión de Calidad y HSE eficaz en todo momento, es necesario verificar que los procesos sigan siendo adecuados y funcionan correctamente.

El éxito de un proyecto de implementación de un Sistema de HSE se fundamenta en el cumplimiento de unas fases estándar y que se deben llevar a término en su totalidad. El primer paso debe ser contar con el compromiso de la dirección, la cual debe asumir la responsabilidad de suministrar los recursos necesarios para la implementación del sistema en todas las etapas que conlleva el proyecto.

Una vez comprometida la dirección con el proyecto y gestión de HSE, debemos cumplir los siguientes pasos:

  • Preparación
  • Diagnóstico
  • Determinación de brechas
  • Planificación de Acciones
  • Determinación de procesos
  • Documentación de procesos.
  • Auditoria de validación

La correcta implementación de estos siete pasos constituyen la fórmula para la adopción exitosa de un correcto sistema de HSE.

1.Preparación

La preparación consiste en capacitar a las personas que serán participes del equipo implementado del sistema de gestión HSE. Esta adquisición de conocimientos y competencias pasa por:

  • Conocimientos técnicos del Sistema de gestión
  • Conocimientos Normativos
  • Conocimientos Legales
  • Competencias de al menos Auditor Interno de Sistemas de Gestión HSE

2.Diagnóstico

Un vez concretado el primer paso, se debe realizar una auditoría de diagnóstico, para determinar el cumplimiento que tiene la empresa con respecto a los requisitos, considerando los siguientes aspectos:

  • Estructura Documental
  • Cumplimiento de requisitos
  • Procedimientos documentados
  • Registros o evidencias de las acciones.
  • Mejora continua de los procesos.

3.Determinación de Brechas

Es necesario determinar en el informe cuales son las brechas o carencias que se tienen por cada requisito normativo. Con esta información se parte para confeccionar la carta Gantt o tabla de acciones para cumplir con todas las exigencias que el Sistema exige.

4.Planificación de Acciones

Se debe trazar un plan de forma inequívoca que lleve a buen puerto el proceso de implantación. Este paso debe comprender:

  • Definición de Proceso
  • Acciones Que Realizar
  • Responsables
  • Recursos necesarios
  • Controles y seguimientos
  • Medición de la Eficacia

5.Determinación de procesos

En esta fase del proceso, es necesario identificar los procesos que componen a la organización, esto con el fin de saber las grandes etapas de la empresa, sus relaciones y sobre todas las actividades que se realizan en cada una de ellas, esta última a su vez indica los alcances, el inicio y el final de cada uno de ellos, dejando en claro quiénes son los dueños de los procesos y sus ejecutores.

6.Documentación de procesos

La fase de documentación de procesos hace referencia a la forma en que creamos procedimientos, memorias, dossieres o formularios, los cuales documentan a los procesos mencionados en el punto anterior. Es una fase importante ya que es en este punto donde se plasma el detalle de la actividad y la evidencia de cómo se ejecutó y cuál fue su resultado.

7.Auditoría de validación

Antes de exponer nuestro sistema a un ente o casa certificadora, debemos validar el grado de cumplimiento del sistema de forma interna. Al finalizar la auditoria, los “hallazgos” (es decir, desviaciones del sistema con respecto al criterio de auditoria que pudiesen ser no conformidades u oportunidades de mejora) deben ser tratados según su magnitud y repercusión en el sistema.

Una vez solventadas las no conformidades, es el momento en que se puede presentar el sistema de gestión de al ente certificador para que así de forma imparcial certifique el grado de cumplimiento del sistema de gestión de HSE.

 

Debemos referir que es recomendable durante todas las etapas del proyecto contar con el apoyo de una mano experta que nos guíe adecuadamente en el proceso, puede ser algún organismo especializado, asesores privados o entes reguladores que ofrezcan este servicio. Por supuesto, este apoyo y asesoramiento también vendrá condicionado por cada país donde se realice el proyecto, la finalidad de este acompañamiento es garantizar que la implementación se desarrolla dentro de los requisitos legales y que cumple así mismo con otros requisitos.